Skip navigation

 avatar     Por  Consejero Facultad de Derecho Universidad de Chile. Investigador Jurídico, Instituto Igualdad.

La llamada transición democrática chilena tuvo dos características fundamentales. En primer lugar, la democracia era muy limitada en cuanto a los actores que en ella participaban. El amplio bloque social que se movilizó para acabar con la dictadura fue suplantado por un pacto tácito entre la élite, siendo ésta la única que definía el rumbo del país. La segunda característica, relacionada directamente con la anterior, es el consenso neoliberal, es decir, la élite gobernante no difiere sustancialmente entre ella en cuál es el modelo económico adecuado para Chile. El clivaje que dividía a la Alianza y la Concertación fue el SI y el NO, pero ese NO concertacionista estuvo lejos de significar una negativa al legado fundamental de la dictadura, sino que fue a sus métodos inhumanos.

 

  En el  movimiento social se instala, entonces, la siguiente encrucijada: marginarse y construir “por fuera” o incidir en el proceso, configurando un escenario propicio para consolidar avances democráticos. Considerar que es posible generar una alternativa con prescindencia de las iniciativas que desde la Nueva Mayoría se emprenden, dada la legitimidad alcanzada por el pacto a través de la elección presidencial, resulta erróneo y supone una independencia total de lo “político” y lo “social”, es decir, que se puede producir una acumulación de poder en lo social sin importar lo que suceda en el campo político. Por el contrario, la alternativa correcta es elaborar una táctica que permita incidir en la política institucionalizada, permeando a esta con la reflexión del mundo social y, con esto, ampliar los márgenes de la democracia chilena en cuanto a contenido y actores que se incorporan.

 

Este año, entonces, lo que está en juego con la Reforma Educacional es fundamental. Por un lado, se abre la posibilidad de forjar un nuevo ciclo político –anunciado por la Presidenta Bachelet– o, por el contrario, se vuelve a situar el debate público en los márgenes anteriores y la ciudadanía es nuevamente apartada. Influyentes personajes de la ex Concertación han detectado aquello y amenazan con reconstruir el proyecto histórico de la coalición del arcoíris. Por otro lado, un sector de la Nueva Mayoría impulsa alternativas distintas, en la línea de las demandas de los movimientos sociales. Qué sector resulte ganador en esa pugna resulta clave, ya que una opción implica cierre –y statu quo– y la otra apertura hacia un nuevo Chile.

En el  movimiento social se instala, entonces, la siguiente encrucijada: marginarse y construir “por fuera” o incidir en el proceso, configurando un escenario propicio para consolidar avances democráticos. Considerar que es posible generar una alternativa con prescindencia de las iniciativas que desde la Nueva Mayoría se emprenden, dada la legitimidad alcanzada por el pacto a través de la elección presidencial, resulta erróneo y supone una independencia total de lo “político” y lo “social”, es decir, que se puede producir una acumulación de poder en lo social sin importar lo que suceda en el campo político. Por el contrario, la alternativa correcta es elaborar una táctica que permita incidir en la política institucionalizada, permeando a esta con la reflexión del mundo social y, con esto, ampliar los márgenes de la democracia chilena en cuanto a contenido y actores que se incorporan.

Una Reforma Educacional que consagre lo que el movimiento social por la Educación ha demandado, es decir, una educación garantizada por el Estado a todos sus ciudadanos, implica dos cuestiones positivas: en primer lugar, reemplazar el paradigma del Estado subsidiario por el de un Estado garante de los derechos sociales y, en segundo lugar, al ser un proyecto construido desde los actores sociales organizados implica cambiar la concepción de nuestra democracia, avanzando desde la democracia protegida hacia una democracia fortalecida y de protagonismo ciudadano.

 

(Fuente:  http://www.elmostrador.cl/2014/26/05/la-nueva-educacion-que-esta-en-juego/  y selección de alcaíno cortéz)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Mi blog: EL CONSTRUCTOR

Este nuevo espacio es para tratar temas de "organización política" de un pueblo o varios pueblos.

el imperio de des

Just another WordPress.com site

QUORUM-Asuntos Gobierno de Chile

Un sitio WordPress.com bueno

Espacio de oceano

Asuntos gobierno Chile

BUSCANT RAONS

ANIMUS PROVOCANDI

las 1000 grullas

Mil hojas para un deseo 一つの願いを千枚の紙に

Filosofía de 2º de Bachillerato

Cuaderno de aula de los alumnos y la profesora de filosofía de 2º de Bachillerato del CEM

Espacio de Mon Money

ECONOMIA POLITICA temas relacionados

A %d blogueros les gusta esto: